Se adoptan el Compromiso y la Agenda de Acción de Bogotá como resultado de la 5a Cumbre Mundial de CGLU

El Compromiso y la Agenda de Acción de Bogotá son resultado de intensan actividades de diálogo que culminaron en la 5a Cumbre Mundial de CGLU.

La 5ª edición de la Cumbre Mundial de CGLU con el lema “Voces locales para un futuro más humano”, el mayor encuentro global de autoridades locales y regionales, reunió a más de 3,000 asistentes del 12 al 15 de octubre en Bogotá. Esta cumbre proporcionó un espacio para consolidar la postura de los gobiernos locales hacia Hábitat III.

Como resultado de la cumbre se adoptaron el Compromiso y la Agenda de Acción de Bogotá. Ambos documentos fueron resultado de un proceso de diálogos y consultas con los miembros de CGLU, las cuales incluyen los debates realizados en torno a la Agenda 2030 y Hábitat III, así como la discusión sobre el informe GOLD IV “Co-creando el futuro urbano” (informe del Observatorio Global de la Democracia Local y la Descentralización).

Compromiso de Bogotá

Este compromiso reconoce a los retos actuales en el panorama internacional como una oportunidad para que los gobiernos locales se posicionen al centro de las discusiones globales. A través de este instrumento, los gobiernos locales se comprometen a: 

“implicarse en la acción internacional para contribuir a generar una voz unida de los gobiernos locales y regionales a través de la participación activa en las redes de gobiernos locales y para reforzar la coordinación y los mecanismos de consulta, en particular, la Asamblea Mundial de los Gobiernos Locales y Regionales, que debe convertirse en el verdadero interlocutor político de la comunidad internacional para todos los aspectos relacionados con el desarrollo sostenible.”

Agenda de Acción de Bogotá

La Agenda recopila una serie de recomendaciones de acciones locales, nacionales y globales necesarias para cumplir las metas de las agendas globales de desarrollo sostenible, tales como la Agenda 2030, el Acuerdo de París sobre el Cambio Climático, y la Nueva Agenda Urbana. Estas propuestas fueron recogidas en el marco del Informe GOLD IV y de las actividades de la Global Task Force hacia Hábitat III.

Las recomendaciones tienen por objetivo fortalecer el papel de los gobiernos locales en la implementación de la Nueva Agenda Urbana y están divididas en tres niveles: a nivel local se proponen líneas de acción para que los gobiernos locales puedan alcanzar los objetivos propuestos en las agendas de desarrollo; a nivel nacional se enfoca en el marco jurídico, institucional y político nacional; y el global se aborda desde tres ejes principales que contribuyen al desarrollo local y nacional: la gobernanza global, la financiación internacional y la cooperación descentralizada.

A grandes rasgos, el documento se compone de las siguientes recomendaciones:

1. Acción local: implementar la Nueva Agenda Urbana en los territorios

  1. Mejorar su capacidad de gestión estratégica.
  2. Promover la participación fomentando una sociedad civil dinámica y autónoma para co-crear ciudades y territorios.
  3. Sacar partido de la planificación urbana y territorial integrada para dar forma a futuro de las ciudades y territorios.
  4. Garantizar el acceso a infraestructuras y servicios básicos resilientes y de calidad para todos.
  5. Desarrollar oportunidades económicas locales para crear empleo digno y favorecer la cohesión social.
  6. Situar el Derecho a la Ciudad en el centro de la gobernanza urbana y territorial.
  7. Liderar la transición hacia ciudades y regiones resilientes y con bajas emisiones de carbono.
  8. Promover el patrimonio, la creatividad y la diversidad locales mediante políticas culturales orientadas a las personas.
  9. Evitar conflictos, construir puentes y promover el diálogo y una cultura de paz.

2. Acción nacional: un nuevo sistema de gobernanza multinivel

  1. Renovar los marcos institucionales para promover una gobernanza compartida y una descentralización eficaz.
  2. Construir políticas nacionales urbanas y regionales integradas y coherentes, en consulta con los gobiernos subnacionales.
  3. Rediseñar los sistemas de financiación subnacional para reconciliar la financiación con la sostenibilidad.
  4. Involucrar a los gobiernos locales y regionales y a sus asociaciones en el seguimiento de los ODS y de la Nueva Agenda Urbana, respaldado con datos precisos y territorializados, herramientas y oportunidades de aprendizaje.

3. Acción internacional: el legítimo lugar de los gobiernos locales y regionales en la mesa global

  1. Incluir las redes de gobiernos locales y regionales en las estructuras de gobierno de las instituciones internacionales de desarrollo.
  2. Crear nuevos instrumentos para financiar infraestructuras y servicios locales sostenibles.

La Agenda de Acción de Bogotá será presentada de manera oficial en Hábitat III y será un importante instrumento para enriquecer el debate sobre el papel de los gobiernos locales en la Nueva Agenda Urbana.

Consulta el Compromiso y la Agenda de Acción de Bogotá

Referencias